fbpx

La industria de la moda continúa derribando tabúes y rompiendo con los cánones de belleza tradicionales. Como muestra de ello, esta vez ha sido la firma Compañía Fantástica, la que ha dado un paso más incluyendo en las imágenes de su colección a modelos de diferentes tallas, edades y condiciones.

Porque la moda debe ser inclusiva, apostar por la diversidad y hablar al grosso de la sociedad. Un nuevo punto de mira cada vez más habitual que camina hacia la inclusión.

Compañía fantástica

La marca española aclara que con esta iniciativa no pretende poner el foco en las diferencias entre las modelos, sino presentarlas de manera igualitaria en sus campañas y reflejar la realidad de sus clientas para que se sientan más identificadas. Para la firma no se trata de apuntarse a una moda sino la decisión firme de representar la pluralidad social. Apunta que la diversidad en sus castings no será algo puntual sino que tiene la intención de convertirlo en una rutina dentro de sus campañas de imagen. 
 

Compañía Fantástica quiere eliminar estereotipos y prejuicios relacionados con la apariencia física y enviar un mensaje de inclusión y aceptación, promoviendo la autoestima y la confianza en uno mismo. Esta filosofía se aplica tanto en la línea de mujer como en la infantil, donde ha incluido una modelo con capacidades especiales.

La diversidad, la multiculturalidad y el respeto son valores que forman parte del ADN de Compañía Fantástica.

Related Articles

Related