fbpx

Entrevistamos a la investigadora al frente del Instituto Regional de Investigación Científica Aplicada (IRICA).

Móviles flexibles, raquetas que no se rompen, regeneración de tejido celular, aplicación de fármacos por estímulos…todo esto y mucho más aporta el grafeno, pero paciencia, porque requiere tiempo que llegue a nuestras manos o disposición, y mucho. Es momento de parar y valorar el camino que lleva a la meta, me asegura Ester, que sonríe resignada ante las preguntas recurrentes, y más hoy en día, de… ¿para qué sirve?¿cuándo lo tendremos disponible?. “Las cosas no vienen así de repente” me advierte, ni los resultados del grafeno ni su decisión de dedicarse al estudio de este increíble material, todo lleva un proceso. “La investigación te va llevando de unos sitios a otros, hice tesis en un grupo de química orgánica de Ciudad Real y empecé haciendo  síntesis con microondas, en el tema de sostenibilidad, se evitaba el uso de tóxicos y la idea era poner a punto las reacciones con el menor tiempo posible utilizando un microondas, después postdoc en Italia donde empecé a trabajar en fulerenos, más tarde en nanotubos de carbono y después salió el grafeno y empecé con este material hasta hoy”. 

Química de vocación, y no por tradición familiar ya que su padre era físico. “Físico y química parecen no encajar bien pero…” apunta Ester recordando su infancia en la que ya disfrutaba de los experimentos de química que hacía en el colegio.

Hasta llegar a la facultad de químicas, primero como alumna, después como docente y actualmente compaginando con el cargo de dirección en el instituto de investigación de alto nivel como es el IRICA, donde la mayoría del equipo son mujeres. “El tema no es hombres o mujeres, es cierto que ellos son más competitivos y el trato con la gente es más fácil en mujeres, pero yo también soy muy mandona, y a veces me toca ser la mala y lo soy”.

Y se nota, Ester desprende encanto pero sobre todo seguridad, convicción, firmeza y mucha fuerza de voluntad para no desviarse de su objetivo, un objetivo poco conocido y valorado por algunas partes. “En Ciudad Real siempre se ha invertido y avanzado mucho en investigación, no se sabe porque no interesa mucho, la investigación pues eso…que investiguen otros. Si te informas puedes ver  todas las charlas de invitados que han ido por todo el mundo en congresos donde se aprende muchísimo. Desde aquí salimos y damos charlas, yo el año pasado estuve en Boston, Brasil, Dallas.. es una parte de mi trabajo muy necesaria y me encanta”.

 

¿Se ven muchas mujeres en esos congresos?

Allí se ven más hombres que mujeres, y el motivo es que tienes que renunciar a estar con la familia. Yo a veces he estado fuera y son las propias madres del cole las que te juzgan de forma machista. “Pobrecitas las niñas, y otra vez te vas” el machismo es generalizado entre hombres y mujeres, es cuestión de educación. 

¿Te es fácil conciliar?

Conciliar, sigue siendo difícil, el tiempo muchas veces se lo quito a mis hijas, de pequeñas llegas a casa y estás porque lo necesitan, y después en el trabajo desconectas, lo que nunca he hecho es ver la tv, ni nada de perder el tiempo, solo salir un poco con amigos, pero no me ha importado, porque mi trabajo me encanta, podría dedicar todas las  horas del día si pudiera”.  

¿Algún hobby?

Mi hobby es nadar, viajar, me gusta salir con amigos y casi todos están fuera del gremio, alguno hay pero la mayoría no. Pero de lo que más disfruto es de estar con mis hijas, que no se si seguirán la senda de la investigación, la mayor quiere estudiar matemáticas e informática, y la pequeña no sabe, pero se le da bien todo, puede hacer lo que quiera.

 

¿Cómo se porta la administración en el tema de financiación?

En España se invierte muy poco en investigación, pero en general no es solo culpa de los gobiernos, creo que la mayoría de los mortales no quieren que se invierta porque es meter dinero a largo plazo, y en España aún no se entiende. por eso está de moda la divulgación para que la gente sepa donde va el dinero que se invierte en investigación. Aquí celebramos jornadas de puertas abiertas con niños, que me encanta porque son el futuro, con ellos poco a poco la ciencia se verá no como un gasto sino como una inversión, como ocurre con la educación.

¿Es realmente tan increíble el grafeno?

El grafeno, lo importante es que ha abierto un nuevo mundo dentro de la investigación en materiales, es bidimensional, espesor solo de un átomo pero que sigue siendo estable y se pueden medir sus propiedades, abre todo un mundo hacer que surjan otros materiales bidimensionales que no sabíamos que existía, y eso da pie a muchos materiales nuevos con propiedades nuevas, que dan pie a distintas aplicaciones.

¿Hay algo que no te convenza de tu trabajo?

La investigación me gusta al 100%, todo me convence, lo peor el papeleo y burocracia pero me encanta la investigación, es genial porque cada día es distinta y depende de ti, tu eres el que creas, creo que este es uno de los pocos trabajos donde se puede hacer, somos un poco artistas en ese sentido de que depende de ti lo que quieres hacer. Ahora con la red es más fácil, todo lo tienes a golpe de ordenador. Es mucho más sencillo proponer proyectos nuevos y ver hasta dónde ha llegado alguien y por dónde avanzar.

¿Cómo os ha afectado esta situación de pandemia?

Lo peor de la pandemia es que no he podido viajar, pero hemos seguido avanzando, siempre hay datos con los que analizar, escribir, planear..los dos meses en casa han venido bien para revisar, ver por donde ir, no hemos estado parados, nos reunimos on line cada semana, los doctorandos han estado escribiendo. En la universidad a nivel doctorando, estamos más acostumbrados a trabajar a distancia y no ha supuesto un parón. Yo siempre he trabajado sábados y domingos, no ha sido tanto cambio pero es cierto que ha sido difícil con dos adolescentes de 12 y 15 años , la de 12 era como un león enjaulado, lo han pasado mal.

¿En qué proyectos trabajas?

Acabamos de tener un proyecto europeo con grafeno de 3 años que empezó en abril, en torno a 700 mil euros para 3 años. Una de las cosas que estamos viendo es que los dispositivos que están más cerca de salir al mercado necesitan un estudio en toxicología y ayudaremos a hacer controles de toxicidad. Por otro lado estamos estudiando en un proyecto con la Junta, tenemos año y medio de por medio, y preparamos unos materiales blandos que son inteligente, dan respuesta a un estímulo eléctrico, también estamos haciendo robots en colaboración con un grupo de robótica de la UCLM, y colaboramos con grupos de medicina también de la UCLM para ingeniería de tejidos para  implantar células y que estas crezcan y sean capaces de formar tejidos con un sistema tridimensional blando. Puede ayudar en regeneración de tejidos.

Todo esto es una investigación muy básica aún y habrá que esperar al menos 10 años para comercializar. Pero no tienes que mirarlo desde esa perspectiva, lo bueno es que abres caminos en esa investigación, es con lo que más disfruto y aprendo.

¿Qué supone ser la directora de IRICA?

Tiene muchas posibilidades y quiero darle un empujón a la investigación: Quiero crear equipos multidisciplinares, físicos, ingenieros, mecánicos, químicos…la investigación avanza cuando tienes un equipo variado de mucha gente de distintas ramas. El instituto tiene esa posibilidad y mi empeño es normalizar esa colaboración que también debería darse a nivel de universidad. En el IRICA tenemos equipamientos por valor de más de un millón de euros que dan servicio a toda la universidad y aumentar dicho servicio con más instrumentos es una de las cosas que me he propuesto, porque creo que necesitamos unirnos aún más y tener una estructura común para ser más potentes.

Related Articles

Related

VESTIMOS LA MESA.

Las claves de esta mesa son el equilibro cromático en tonos que van del crema al lima de las flores y el contraste en las texturas, mármol, terciopelo y fibras naturales. Si somos conservadores en el color podemos arriesgar en los materiales.   Vajilla: loza de...

leer más