fbpx

En un enclave privilegiado, este beach club, rodeado de suave arena, hamacas y camas balinesas y piscinas de agua cristalina, tiene el secreto mejor guardado para degustar los arroces más espectaculares de la Costa del Sol.

Viajes de lujo

Pocos platos levantan tantas pasiones como la paella y los arroces. Preparados de multitud de maneras, con recetas más fieles a la tradicional o con variaciones que provocan todo tipo de reacciones, la realidad es que, por lo general, nadie rechaza un plan en el que el arroz sea el protagonista. En Nido Estepona proponen cinco formas dedicadas a los amantes de este ingrediente, tan versátil como delicioso y que van desde la famosa paella valenciana, al arroz caldoso con bogavante. Un festival de sabores y materia prima de excelente calidad que se complementa con las impresionantes vistas de este beach club al mar Mediterráneo.

Cinco arroces para entregarse al placer más absoluto

El arroz es un plato arriesgado y uno de los que más expectación genera, ya que requiere de cuidado y técnica a la hora de cocinarlo. En este sentido, el chef ejecutivo de Grupo Mosh, Franco Franceschini y su equipo de cocina se entregan en cuerpo y alma para hacer que, cada plato que sale de los fogones en Nido se convierta en una vivencia llena de placer y deleite. Bajo esta premisa, y tras una cuidada selección de ingredientes, largas horas de cocción que ensalzan el sabor de lo bien hecho y mucho esmero, en su carta proponen la sugerente Paella con carabineros, la Paella del Señoret, el Arroz caldoso con bogavante, el Arroz negro con sepia y puntillitas y, cómo no, la clásica Paella valenciana. Todo buen amante de este grano no debe dejar pasar la oportunidad de probar una de estas recetas que han conseguido situar a Nido Estepona entre los restaurantes más especiales para degustar un buen arroz a pie de playa, pisando la arena y contemplando una de las más imponentes vistas de la Costa del Sol.

El mejor arroz

Un beach club para toda la familia

En este beach club, de carácter familiar y acceso directo a la playa, además de sentarse a la mesa a degustar una de las propuestas gastronómicas más exclusivas, se puede disfrutar de un agradable día de piscina en sus Pool double bed, darse un baño de sol en primera línea en las Beach bed o gozar de la privacidad de sus Nido Louge Area, en zona reservada. Sea cual sea el lugar elegido, el visitante tiene a su disposición una magnífica carta de cócteles de autor, perfectos para el postre o a media tarde, mientras se contempla la puesta de  sol.

Related Articles

Related