fbpx

El Británico Tony Squance (Evesham, 1964), afincado en España desde hace más de una década, nos recibe en su estudio donde da forma a una pintura abstracta de obras compuestas por fondos que evocan paisajes o escenas del génesis.  En ellos se pierden figuras sacadas de imágenes cotidianas dispuestas de forma nada convencional, que cobran protagonismo al encontrar su lugar en ese inmenso lienzo.

Estas obras de cierto dramatismo, ganan énfasis con una paleta de colores limitada donde imperan los azules, marrones, grises y negro, colores que aplica con rápidos y amplios brochazos, influencia de sus 25 años trabando en el mundo del cine y la animación como Storyboard.

Related Articles

Related